Tus seres queridos son el sostén de tu vida; valora cada momento junto a ellos

lunes, 27 de febrero de 2017

Enero con un sinfin de posibilidades y planes



Es época de peras
Es una receta de Normandía

         Masa brisee
         * 225 grs de harina
           * 100 grs de manteca
           * 1/2 cdta de sal
             *3 cdas de agua helada
             
               Relleno:
                * 5 o 6 peras ya cocidas
           *3 cdas de Calvados
             *1 yema batida con un poco de agua para pintar
            * 1 taza de crema para acompañar

   Mezclar la manteca con la harina tamizada hasta que queda un granulado. Agregar el agua de a poco hasta formar un pollo tierno.  Cortar las peras en láminas, macerarlas en el Calvados unos minutos.
Escurrirlas y reservar el líquido, acomodadas sobre la masa - ya dispuesta en un molde-. Espolvorear con azúcar en cada capa. Cubrir con el resto de la masa y pintar con la yema. Hacer un hueco en el centro y cocinar 25 minutos en horno a 200°. Reducir el líquido de la maceración, agregar la crema sin que llegue a hervir y colocarlar dentro del hueco.


Fuente: "Cocina del mundo" . Francia. Revista Para ti.


El pollo al puerro
* 3 pechugas deshuesadas
* 2 o 3 puerros
 *4 cebollas de verdeo
  *1 diente de ajo
   * 20 grs de manteca
    * 1 pote de crema de leche
     *1/2 litro de caldo de verduras
    *1 Copa de vino blanco
      En una olla o sartén de fondo grueso poner a derretir la manteca. Cuando este caliente , dorar las pechugas cortadas en cubos grandes. Reservar. En el mismo fondo de cocción poner una nuez de manteca y el ajo pelado y aplastado. Saltear los puerros y el verde o cortado en rodajas finas. Cuando se transparente agregar las pechugas, el caldo y el vino. A los quince minutos incorporar el bouquet Garbo, condimentar y tapar la olla. Cocinar unos 15 minutos más, apagar el fuego y agregar la crema. Dejar reposar hasta la hora de servir.  Acompañar con arroz

Otro plato para poner en práctica en mi cocina pues no lleva cebollas ni las cebollas rojas. No me gustan ni aunque me digan que es más dulce que la cebolla blanca. Ni su color me gusta igual que la remolacha- que mancha todo con su color y uno no sabe que come- ni el repollo. En cambio si me gusta el olor de la cebolla de verdeo y el puerro.

 Fuente " Recetas de familia" Ana D'Onofrio